Ultima Palabra

TIENE GUAYMAS 60 NIÑOS ‘SIN NOMBRE’

Por

en

Guaymas. La Asociación Civil Ángeles de Girasoles y Lirios AC denunció que durante las jornadas de trabajo realizadas en las comunidades del Triunfo-Santa Rosa, de Guaymas, se encontraron con más de 60 niños de una edad superior de hasta 14 años, que no cuentan con acta de nacimiento.

Algunos de estos menores, que sobreviven en pobreza extrema en campos agrícolas, no pudieron ingresar a estudiar la primaria en agosto pasado.

Los que tuvieron la suerte de ingresar al salón de clases, tuvieron que llevar una carta compromiso de sus padres, quienes aseguraron mediante esta circular registrar a sus hijos lo antes posible.

La vida no es fácil en la comunidad agrícola El Triunfo-Santa Rosa. Los días, los meses y los años se pasan entre las pizcas de calabazas, pepinos, chile y alcachofas.

Es un feudo en tiempos modernos. Los pizcadores, la mayoría de ellos de Chilapa, Guerrero, vienen a Sonora en busca de una oportunidad de empleo, pero son atrapados por las grandes compañías productoras que les ofrecen casas de material donde viven hacinados, en grupos de hasta 200 pequeños hogares, y las paredes laterales son también las paredes laterales del vecino.

Estas pequeñas vecindades reciben el nombre de galerones, y son el “gancho” de las empresas productoras para que los jornaleros no vuelvan a su lugar de nacimiento, donde ni siquiera tienen una humilde vivienda.

El contexto social tampoco es fácil de explicar. El hacinamiento también trae consigo el crecimiento poblacional, debido a que una niña de 17 años ya es madre de tres pequeños y solo cuenta con el salario diario de 120 pesos para alimentar a la familia.

Entonces, en estas condiciones, tener actas de nacimientos de los pequeños es un lujo, porque para registrarlos hay que viajar en un camión que cruce la Carretera Internacional hasta el Municipio de Guaymas y para ese momento la disyuntiva es clara: alimentar a la familia o acudir hasta la ciudad para registrarlos.  

El anterior es el mejor de los casos. Las circunstancias más adversas se presentan cuando una menor de edad da a luz y no puede registrar a su hijo porque la ley se lo impide y le exige la presencia de su padre, quien se encuentra viviendo en otro estado o ya murió.

La complejidad de circunstancias de estos niños “sin nombre” escala a niveles insospechados.

La presidenta de Ángeles de Girasoles y Lirios AC, Dora Salazar, hizo la denuncia sobre esta irregularidad.

“Este es un SOS que lanzamos a las autoridades, en particular a la Dirección del Registro Civil en Sonora”, externó Dora, al cumplirse casi cinco meses de enviar una carta a la Dirección del Registro Civil y respondieron con acciones hasta hace pocos días.

La petición caló hondo en las entrañas del Gobierno. A Dora le exigieron que entregara una lista completa de la ubicación de los niños y los motivos por los que no habían sido registrados los niños al momento de nacer.

 “En estas comunidades, muchas de las veces las mujeres embarazadas son atendidas por parteras y, entonces, los padres no tienen un aviso de alumbramiento, que es el principal documento que se solicita cuando se registra un menor ante las autoridades”,  mencionó la activista social.

Ante esto, se entrevistó a la actual directora del Registro Civil en Sonora, Julisa Bojórquez, quien confirmó que están a la espera de que la asociación civil entregue la información completa sobre la ubicación de estos pequeños y los motivos por los que no fueron registrados.

“No es como que el Registro Civil salga a las comunidades, tenemos que ver caso por caso”, respondió.   

Luego de una semana de negociaciones, una cuadrilla de trabajadores del Registro Civil acudió el domingo 21 al campo El Triunfo-Santa Rosa para ofrecerles certeza jurídica a estos niños que fueron llamados los “sin nombre”. 

Noticias Relacionadas

Envía tus comentarios