MORENA, UN CAMBIO QUE SIGUE SIN LLEGAR

Por

en

Hermosillo. Se necesitaron menos de dos años para comprobar la incapacidad de los políticos morenistas convertidos en gobernantes.

Su fracaso es visible de sur a norte, de oriente a poniente, en la vasta geografía sonorense.

Las pifias recorren el Congreso del Estado; la Cámara de Diputados o el Senado de la República y el Gabinete presidencial.

La constante entre los representantes populares y funcionarios emanados de la coalición Morena-PES-PT es la estulticia.

Para muestras, muchos botones: Rogelio Aboyte Limón, el otrora alcalde de Bácum, quien fue detenido el 8 de abril de 2019 en la frontera nogalense en su intento de conocer Disneylandia junto a su familia.

Fue condenado a 18 meses de prisión que concluirían en julio de 2020, luego de ser acusado por tráfico de cocaína, contrabando de humanos en dos ocasiones y falsificación de documentos en los Estados Unidos. 

A los morenistas y sus partidos satélites (PT y PES) de poco les sirvió la rotunda victoria en 18 de las principales alcaldías, en 20 de los 21 distritos locales, y las siete diputaciones federales.

Además de los dos escaños senatoriales en la Cámara Alta de la República.

La coalición bautizada como “Juntos haremos historia”, lejos de representar con eficiencia al 80% de la población sonorense, se ha destacado por los escándalos públicos e ignorancia de sus gobernantes electos en la jornada electoral el 1 de julio de 2018.

Esta cincuentena de políticos morenistas ha pasado de la vergüenza pública al juicio político; de la traición a tocar cárcel.

Otro botón de muestra: El primer juicio político solicitado contra un gobernante de Morena fue el iniciado contra la presidenta municipal navojoense, Rosario Quintero Borbón.

El 28 de mayo de 2019 cuatro regidores de Morena, uno de Acción Nacional (PAN) y uno del Partido del Trabajo (PT) acudieron al Congreso de Sonora para empezar el trámite con el señalamiento de un supuesto faltante de gasolina que asciende a un millón 750 mil pesos, contabilizado en las primeras cinco semanas de iniciar la administración en 2018.

Simultáneamente, los ediles presentaron la denuncia ante la Fiscalía Anticorrupción de Sonora.

Una misma solicitud recae sobre el alcalde de Cajeme, Sergio Pablo Mariscal, por presuntas omisiones e incumplimientos en la Ley de Gobierno y Administración Municipal.

La denuncia fue presentada, ratificada y ampliada en el palacio legislativo desde el pasado 25 de mayo anterior por parte del regidor Rafael Delgadillo.

Pifias municipales también han encumbrado los jefes munícipes de Nogales y Agua Prieta.

El primero, Jesús Pujol, sostiene una relación conyugal con la síndica municipal y procrearon a un hijo, lo que significaría un conflicto de interés.

El segundo, Alfonso Montaño Durazo, primo del secretario de seguridad pública federal, prestó la representación jurídica para que un capo (buscado por el gobierno estadunidense por el asesinato de la familia LeBarón) comprara 6 millones de pesos en cerveza a nombre del Ayuntamiento de Agua Prieta.

Tampoco se salva de este análisis la alcaldesa de Guaymas, Sara Valle Dessens, a quien el 10 de octubre de 2019 le rafaguearon la casa.

En un principio dijo a los medios de comunicación porteños que ya no vivía en ese hogar desde que inició su labor como alcaldesa, pero al cabo de los días esa mentira fue insostenible.

 

Decepción congresista

El Grupo Parlamentario del Movimiento de Regeneración Nacional, del Partido del Trabajo y Encuentro Social en el Congreso local le han costado a los sonorenses millonarias sumas de dinero que no se empatan con su efectividad.

En diciembre anterior, la desatención morenista propició un endeudamiento mil 300 millones de pesos para la entidad.

Resulta que esta importante votación transcurrió en tan solo 25 segundos mediante un engaño al que se prestó la diputada local petista Magdalena Uribe, quien sometió a decisión del Pleno sonorense la dispensa de la primera y segunda lectura de la Ley de Ingresos 2020; y acto seguido, puso a consideración la aprobación de este dictamen, sin que los diputados guindas se percataran del garlito.

No solo eso: Los representantes legislativos morenistas cimbraron a la sociedad sonorense al servir de comparsa al PRI para no enjuiciar políticamente al exalcalde hermosillense, Manuel Ignacio Acosta Gutiérrez.

Morena evidenció su faceta priista el jueves 28 marzo de 2019 anterior cuando los diputados locales de Morena se ausentaron de la reunión de la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales donde se presentaría el dictamen que definiría el futuro político del liderazgo priista apodado “El Maloro”.

De esa sesión de jueves por la tarde se ausentaron los legisladores morenistas Norberto Ortega, Héctor Castelo y Gricelda Soto, esta última envió justificante médico por una supuesta infección en la garganta.

De esta manera, no se logró la presencia de la mayoría de los legisladores que integran esta Comisión; se resolvió que no había quórum legal para sesionar; y se neutralizó la solicitud de juicio político.

 

Los escándalos de Orlando Salido

Otra de las joyas legislativas es Orlando “Siri” Salido, emanado de las filas del PT, quien en casi 24 meses de vida política ha sido acusado de protagonizar un pleito de cantina, jalar de los cabellos a una mujer, golpear y violentar sexualmente a su cónyuge, y ser encarcelado por robarse 16 latas de cervezas

“Siri” Salido Rivera fue videograbado la madrugada del domingo 23 de febrero anterior al momento de que, supuestamente, golpeara a una persona del sexo masculino en un establecimiento ubicado en calles Veracruz y 6 de Abril de Ciudad Obregón.

De acuerdo con el material videográfico de 16 segundos, el representante popular del décimo sexto distrito local, con cabecera en Cajeme, se suma a la golpiza que un grupo de sujetos le propinaban a un hombre.

“Siri” Salido apenas y se acerca al vórtice de la agresión y se disipa el círculo de ataque, y acto seguido, se dirige patear la puerta principal del establecimiento, pero no lo consigue y queda tirado de rodillas.

El video fue presentado en las diversas redes sociales como “esta es la mejor carta del PT en Sonora”.

En diciembre de 2017, el expugilista también originó un zafarrancho en otro centro nocturno, donde tiró del cabello a una mujer.

Y el 8 de marzo de 2019 el excampeón mundial de boxeo y diputado local, Orlando 'Siri' Salido, fue denunciado ante la Fiscalía General de Justicia en el Estado por las presuntas agresiones físicas, verbales, sicológicas y sexuales en contra de su cónyuge.

La demanda quedó asentada en el expediente con Número Único de Caso 12400, interpuesta en la Agencia especializada en Delitos Sexuales y Violencia Intrafamiliar, aquel viernes 8 de marzo cuando se conmemoró el Día Internacional de la Mujer.

En campaña, el otrora candidato Salido, cometió otro vergonzante delito la mañana del 16 de mayo cuando fue detenido por la Policía Municipal de Cajeme al intentar llevarse sin pagar unas 16 latas de cerveza, de una tienda de conveniencia.

La Policía Municipal de Cajeme señaló a través de un reporte que el entonces abanderado petista arribó al establecimiento a las 07:00 horas de ese miércoles, en busca de alcohol, pero se les negó el servicio porque aún no entraba en vigor el horario para la venta de debidas con contenido alcohólico, que es a partir de las ocho de la mañana.

Ante la negativa, el señalado se molestó y se apoderó de las 16 latas de cerveza y salió de la tienda sin pagar, por lo que los agentes policiacos acudieron a la colonia Cortinas para efectuar la detención.

 

Más dislates junto a AMLO

En el gabinete presidencial, la mala nota la han obtenido Alfonso Durazo, secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana (SSP y PC); así como Ana Gabriela Guevara, titular de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade).

Durazo acumula fallas en la pacificación del país por el ataque armado masivo llamado “Culiacanazo”; la masacre de nueve integrantes de la familia Le Barón-Langford-Miller en Bavispe; así como el narcositio a Caborca donde se ha documentado que cuatro grupos al interior del Cártel de Sinaloa se disputan el control de La Perla del Desierto de Altar.

También pesa sobre los hombros de este sonorense, las muertes dolosas de miles de mexicanos, incluyendo la ejecución -hasta ahora sin aclarar- del director y fundador de Medios ObSon, Jorge Miguel Armenta Ávalos.

La estrategia de “militarizar” los mandos policiacos en los municipios de Navojoa, Cajeme, Empalme, Guaymas y Hermosillo ha mostrado sus primeros visos de fracaso.

La primera prueba del error policial en este corredor delincuencial (como lo bautizó la alcaldesa guaymense, Sara Valle Dessens) es que en estos cinco municipios sonorenses se concentra el 70.2% de las ejecuciones que se cometieron durante 2019.

De acuerdo al Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNP) en estas alcaldías se registraron 746 de los mil 62 asesinatos perpetrados el año pasado.

Y no solo eso. En cada uno de estos ayuntamientos se incrementó la incidencia delictiva, pese a que desde el martes 12 de agosto anterior se inició un plan piloto nacional en Empalme y Guaymas donde los agentes municipales vinculados al crimen organizados serían reemplazados temporalmente por efectivos de la Secretaría de la Defensa Nacional, según declaraciones del secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo Montaño.

 

En el carril de la corrupción

Sobre la exvelocista, la nogalense Guevara no ha podido sacudirse los señalamientos de corrupción en el ejercicio de recursos públicos.

El resultado de siete auditorías realizadas a la Conade revela que existen irregularidades en la asignación y comprobación de 50.8 millones de pesos del fideicomiso Fondo para el Deporte de Alto Rendimiento (Fodepar).

Supuestamente utilizó un mecanismo mediante el cual un grupo de servidores públicos de la Conade, con ayuda de entrenadores y presidentes de distintas federaciones han sacado dinero del Fodepar, para pagar a sobreprecio viajes a competencias y campamentos de los deportistas de élite de México.

 

Vergüenza nacional

Un gran revuelo causó la senadora sonorense María Lilly del Carmen Téllez García cuando abandonó al Grupo Parlamentario de Morena en la Cámara Alta por “diferencias de criterio”.

De acuerdo al tuit que difundió ese mediodía de martes 14 de abril, primero agradeció a Alfonso Durazo, su pareja de fórmula senatorial de 2018 y actual secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana y a Ricardo Monreal, coordinador de la bancada morenista.

"Me quedo como senadora sin partido, comprometida a seguir hablando con la verdad”, expresó en su breve anuncio.

La controversia generada por Téllez fue un duro revés contra el partido que consiguió un respaldo masivo de votos por autodenominarse "esperanza de México”.

A dos años exactos de aquella hazaña electoral, la balanza pública contabiliza más errores que aciertos.

Noticias Relacionadas

Envía tus comentarios