INFORMES DE ALCALDES, ALEJADOS DE LA REALIDAD

Por

en

Hermosillo. Los informes municipales de gobierno silencian lo que se grita en las calles.

Esa obligación constitucional de entregar los avances de una administración se ha convertido en una oportunidad para presentar logros, la mayoría difíciles de comprobar.

Por tal motivo, es urgente cotejar las palabras oficiales con las voces emanadas de la mancha urbana.  

Este 2020 se tuvieron joyas de discursos mientras que en la vida diaria escasea hasta lo más indispensable.

Al principio de este análisis se encuentra Célida López, la controversial alcaldesa de Hermosillo, que dejó un fraseo para la historia.

“¡Al narcotráfico no se le debe enfrentar con las armas! ¡Al narcotráfico, a los narcotraficantes se les debe fusilar en este país, como también sucede en otros países del mundo!”, exclamó.

A este dislate difundido en televisión nacional e internacional se le suma sus lloriqueos del primer informe y cuando rindió protesta.

También aquella promesa de campaña: "¡Agárrense, ahí les vamos, les vamos a partir su madre!

Sin olvidar, la ocurrencia de 4 febrero anterior: "Gente muy pendeja ha estado gobernando Hermosillo”.

La jefa munícipe escupe estas frases a la menor provocación.

Pero en su segundo informe destacó que busca “un Hermosillo libre de corrupción y narcotráfico”.

Ofreció un millón de gracias por no perder la fe, por luchar contra un virus extraño, por mantener a Hermosillo como un lugar con oportunidades, con desarrollo económico, mayor seguridad, armonía social, orden y convivencia.

En su discurso incluyó cuatro ejes rectores "Hermosillo Seguro; Gobierno austero, eficaz y honesto; En familia continuaremos la transformación social e Infraestructura para un Hermosillo sostenible”, sin que estos tuvieran una mayor repercusión.

 

Más informes

De la capital sonorense trasladamos este escrito al Puerto de Guaymas, donde Sara Valle se mandó un informe encaminado a lo social y no adquirir.

En ese mensaje, poco se habló de su situación personal, misma que afecta al puerto entero.

La tarde del 10 de octubre de 2019, al menos un centenar de balazos recibió la vivienda familiar de la alcaldesa de Guaymas, Sara Valle Dessens.

El ataque se registró alrededor de las cinco de la tarde de aquel fatídico jueves en la vivienda ubicada sobre la calle Almagres, de la colonia Paseo de Las Villas.

Los disparos también alcanzaron un automóvil Aveo blanco, propiedad del hijo de la presidenta municipal.

Al principio se intentó persuadir de que no era el hogar de Sara Valle porque desde que habría iniciado la administración se cambió a una dirección secreta.

Sin embargo, esta falsa información se diluyó cuando la propia alcaldesa confirmó que su casa, en la que también habita su familia, fue rafagueada.

Ni hablar de que en Guaymas se han acribillado a cinco policías en este 2020; se han presentado 98 ejecuciones hasta julio; y el robo a negocios creció 233% en este mismo periodo.

Pero todo lo minimizó: “A pesar de las críticas infundadas o mal informadas, prometemos una comunicación más directa con la población”

Y estableció: “Vamos a mejorar cada día para el beneficio de todo el municipio”.

 

Libran alcaldes juicios

En este análisis también se incluye a los presidentes Sergio Pablo Mariscal y Rosario Quintero, de Cajeme y Navojoa, respectivamente.

Ambos munícipes recién libraron sendos juicios políticos ante el Congreso sonorense por la presunta culpabilidad de actos de corrupción, nepotismo y desvío de recursos.

Los diputados pertenecientes a la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales en el Congreso del Estado, por mayoría determinaron que no había elementos suficientes para iniciar los trámites de juicio político.

Luego de la discusión de los legisladores, se tuvo que con ocho votos a favor y uno en contra, por parte del diputado del PAN, Eduardo Urbina, se acordó que las acciones de Rosario Quintero y Sergio Mariscal, no procedieran dentro de las acusaciones hechas por regidores de sus respectivos municipios.

Justo con este precedente, Mariscal y Quintero presentaron sus informes.

Mariscal ensalzó la disciplina médica ante la emergencia sanitaria, el desarrollo “social y humano”, así como la “atención a la etnia Yaqui” y la estrategia “Cajeme seguro”.

"Estamos impulsando la adopción del Modelo Nacional de Policía y el Modelo Homologado de Justicia Cívica, Buen Gobierno y Cultura de la Legalidad, para la profesionalización de los elementos y la aplicación de los Juzgados Cívicos aprobados por el cabildo en noviembre de 2019”, indicó Mariscal Alvarado.

En tanto, Rosario Quintero sigue bajo investigación por la “clonación” de vales de gasolina; el inexplicable robo millonario a la caja de seguridad municipal y el desvió financiero en el organismo operador de agua.

No obstante, Quintero presumió: “Es grato presentar este informe amplio, completo, lleno de trabajo, de esfuerzo, sentimientos y dedicación, realizado bajo cinco ejes que son, Navojoa con mayores oportunidades de bienestar social, Navojoa Eficiente y servicios básicos de calidad, Crecimiento Económico y Turismo, Navojoa Transparente y competitivo, así como Navojoa Seguro”.

Y adelantó: “Estoy muy satisfecha con las gestiones realizadas, pero no me conformo, seguiré tocando puertas para que las obras y proyectos lleguen a Navojoa, para que el desarrollo continúe; no descansaré con los trabajos del nuevo Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS)”.

 

Nogales y el Fopin

Este artículo concluye con el estudio de la gestión de la “pareja presidencial” nogalense, comprendida por la síndica Julia Patricia Angulo y su cónyuge y alcalde, Jesús Pujol.

El empresario hotelero lleva a cuestas una pesada loza que lleva por nombre Fopin.

Es el Fideicomiso Operador del Parque Industrial de Nogales, una mesada de 300 mil dólares que no ha querido transparentar.

Aunque renovó y fortaleció el comité técnico municipal para direccionar esos 6 millones de pesos mensuales se sabe poco del final de estos recursos.

¡Seis millones pesos cada 30 días! Sin transparentar.

En cambio, Pujol, enfatizó otros aspectos de su gobierno: “Hoy frente a ustedes, reitero mi compromiso de seguir trabajando por el bienestar de todos los nogalenses”.

En la ceremonia solemne, llevada a cabo en el Teatro Auditorio de Nogales, habló de la gestión de recursos por más de 300 millones de pesos ante instancias federales para la ejecución de seis importantes obras de infraestructura: la remodelación unidades deportivas Díaz Ordaz, y Virreyes; además de la construcción del Centro Integral de la Mujer, la Fábrica de Artes y Oficios, y las modernizaciones de la Preparatoria Municipal y el parque El Represo.

Estos son los claroscuros de las más importantes alcaldías de Sonora, todas ellas, gobernadas por políticos emanados de la coalición “Juntos haremos historia”, que integraban Morena, Encuentro Social y el Partido del Trabajo.

Noticias Relacionadas

Envía tus comentarios